Los 5 componentes para convertirse en un gran líder

lider en una reunion
photo by: rawpixel

¿Cómo ser un buen líder? ¿Qué características tienen? En las compañías encontramos diferentes tipos de líderes con personalidades muy diferentes y al mismo tiempo con capacidades muy distintas. Esto hace difícil en ocasiones determinar que hace ser un buen líder y como trabajar para lograrlo. Daniel Goleman, psicólogo y escrito del libro la inteligencia emocional, desarrollo una investigación en Harvard University, con 188 compañías para analizar los factores comunes que tienen los líderes extraordinarios.

El estudio tuvo en cuenta el análisis de 3 variables medidas en ejecutivos y líderes en las organizaciones: El intelecto o capacidad analítica y numérica, habilidades cognitivas como pensar de manera global o estratégica, y la inteligencia emocional. Cómo resultado Goleman obtuvo que la inteligencia emocional superaba en 2 la importancia del intelecto y de habilidades cognitivas, y era más clara si distinción en cargos cada vez más altos y de mayor exigencia. Según Goleman la inteligencia emocional es la clave para ser un buen líder y esta se descompone en 5 componentes observables en los buenos líderes.

Autoconsciencia

La autoconsciencia es el ingrediente principal de la inteligencia emocional. Para Goleman, alguien con un alto grado de autoconciencia sabe cómo sus sentimientos los afectan a ellos, a otras personas y a su auto desempeño en el trabajo. Alguien que tiene autoconciencia de sí mismo sabe hacia dónde se dirige y por qué, entiende en que no es bueno y define estrategias para auto entrenarse y mejorar.

Autorregulación

Es el componente de la inteligencia emocional que nos libera de ser prisioneros de nuestros sentimientos. Las personas que logran la autorregulación, dominan sus sentimientos e impulsos en momentos desfavorables, son capaces de crear un clima de confianza y de justicia. Un amigo presidente de una compañía líder en oficinas flexibles y coworking me comentaba que una persona de equipo le dijo que el reaccionaba de forma extraña ante noticias. Cuando ocurría algo que le molestaba de una tarea que no se había ejecutado adecuadamente se podía enfurecer y exigir de forma brusca explicaciones y acciones correctivas. Pero cuando algo realmente grave ocurría que afectara gravemente el negocio, actuaba con total calma y serenidad. Un líder se autorregula principalmente en momentos de adversidad para el negocio. Esto le permite tomar las decisiones adecuadas.

Motivación

Un rasgo común en líderes es su capacidad de motivación. En ocasiones oigo personas que dicen que su trabajo o su jefe no los motiva. La clave de la motivación es que esta no proviene de una fuente externa como un buen salario, tener un título poderoso de un cargo ejecutivo o que el jefe lo trate bien a uno. A las personas con potencial de liderazgo, les motiva un profundo deseo interno de lograr el éxito por el simple hecho de lograrlo. La primera señal es la pasión por el trabajo en sí, de cumplir objetivos, de sentirse retado y se enorgullecen del trabajo bien hecho. Estas personas siempre están elevando la vara del desempeño y les gusta llevar la cuenta. Cómo afrontar problemas y fracasos. Hace 3 años estructure un negocio al cual invite a amigos y personas cercanas a invertir. Luego de 8 meses perdimos toda la inversión, la cual era superior a $100 mil dólares. Fue el año más duro de mi vida a nivel profesional y como emprendedor, pero ha sido lo mejor que me ha pasado, jamás aprendí tanto. Perdí algunos de estos amigos, otros son aún más cercanos. Si bien fue una etapa difícil, la automotivación me permitió aprender rápidamente y continuar con un nuevo negocio.

Empatía

Es la más fácilmente reconocible.  Esto no implica caer bien, o preguntar “¿Cómo te fue de vacaciones?”  o tratar de complacer a todo a el mundo. Empatía significa tener en consideración los sentimientos de las otras personas en el proceso de toma de desecaciones. El presidente de una compañía perteneciente al grupo financiero más importante en Colombia y que hoy en día es mi mentor, dice que el buen líder actúa como psicólogo, y debe comprender como piensan y sienten sus colaboradores para saber cómo hablarles, como darles buenas y malas noticias y como medirles su desempeño. Cada uno es un universo muy diferente con puntos de vista distintos y es clave conocerlos para poder llegar a acuerdos en equipos de trabajo y crear estrategias dónde todos estén convencidos.

Habilidades sociales

Este componente no quiere decir que el líder esté socializando constantemente, tomando café con sus compañeros u organizando fiestas de fin de año. Significa que asume que nada importante en la compañía se hace solo. Estas personas tejen una red de contactos para cuando llegue el momento de la acción. Estas habilidades sociales pueden manifestarse como la capacidad para trabajar en equipo o comunicarse efectivamente. A veces pareciera que el líder no está trabajando porque están conversando en los pasillos con colegas, pero están tejiendo redes útiles para el futuro. Ningún líder es una isla, su misión es lograr que el trabajo se haga a través de otras personas y las habilidades sociales lo hacen posible.

No tendría sentido que decir que el coeficiente intelectual y las destrezas técnicas no son ingredientes importantes para tener un cargo directivo, o para crear y dirigir una compañía. Estos son indispensables y casi que un requisito. Pero para liderar con éxito los líderes deben centrarse y trabajar para desarrollar y potencializar su inteligencia emocional.

Comentarios

Comentarios

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*