Capacitación online para la fuerza comercial

Las ventas son duras. Tienes que conocer tu mercado y saber cómo trabajar en el mercado. Tienes que conocer a tus clientes, existentes y potenciales para así  darles seguimiento. Y, (esto debería ser evidente, pero te sorprendería la frecuencia con la que no se hace), también debes saber lo que estás vendiendo.

Ademas la fuerza comercial debe estar actualizada en los cambios constantes del mercado (nuevos modelos, nuevas tendencias, nuevas modas, nuevas tecnologías, nuevos competidores) y el elemento humano (hablar con la gente y cerrar negocios) así que llegamos a la misma conclusión con la que comenzamos: las ventas son duras

Los comerciales deben estar actualizados con las últimas técnicas de venta, información sobre sus productos, las políticas y regulaciones de la compañía, etc. Por otro lado, también se necesita mantenerlos a la venta, especialmente si usted es una compañía más pequeña que no puede permitirse el lujo de tener empleados sin trabajo por mucho tiempo, para poder asistir a seminarios y demás. El tiempo es dinero, y eso no es más cierto que en las ventas.

Lo ideal es que se este capacitando constantemente  a su propio tiempo (por lo tanto, simplemente darles un manual de ventas para leer no lo reducirá).

E-learning (o “capacitación en línea”, si lo prefiere) ofrece exactamente eso.

Le ofrece varias ventajas sobre el aprendizaje tradicional, que proviene de su propia naturaleza como asincrónico (es una palabra elegante para “no tener que obligar a todos los estudiantes a estar en un aula al mismo tiempo”) y un servicio basado en software.

El tiempo es dinero

Sus empleados se liberan de tener que reunirse todos a una hora específica para asistir a clases durante las horas de trabajo (o, peor aún, después del horario de trabajo). Pueden estudiar a su propio ritmo, ya sea en la oficina cuando la carga de trabajo es baja o incluso en casa. Y si tienen que viajar para conocer posibles clientes y compradores, también podrían estudiar mientras se movilizan diariamente.

Aún mejor, las lecciones están disponibles bajo demanda; eso es 24/7, durante todo el año. Esto es ideal para cursos de actualización y para los empleados que necesitan referirse a algún material del curso. Eso no significa que no controle el tiempo de capacitación: puede establecer plazos para la finalización de los cursos y las lecciones y hacer que administre su estudio de la mejor manera para ellos, sin dejar de cumplir con la fecha límite.

El dinero es dinero

Los costos del e-learning en comparación con la capacitación tradicional son mucho, mucho menores. No es solo porque no tiene que sacar al personal del trabajo para entrenarlos, sino principalmente porque las opciones para implementar una solución de e-learning son mucho, mucho más económicas que alquilar un salón de clases (o dedicar una oficina existente para ello ) y la contratación de personas para hacer seminarios de capacitación.

Ya sea que implemente una solución de e-learning personalizada o se suscriba a un servicio en la nube,  los costos serán de un orden de magnitud menor que los costos de capacitación tradicionales (eso es aproximadamente 10 veces menos, en caso de que no estuvieras prestando atención durante la clase de matemática).

El cambio es inevitable

El material de capacitación en línea se actualiza fácilmente. No tiene que imprimir nuevos manuales de ventas cada vez que se crea una nueva categoría de producto o simplemente traer a alguien para enseñarle una nueva técnica. Puede actualizar su contenido en cualquier momento que desee, crear un cuerpo de material de capacitación a su propio ritmo y crecer a medida que su empresa crece.

Por cierto, ni siquiera tienes que crear tu propio contenido de entrenamiento. Hay decenas de excelentes materiales de capacitación disponibles para usted, ya sea comercialmente o de forma gratuita, que puede instalar o adaptar para sus cursos de e-learning.

La capacitación en línea también es fácil de personalizar, y mucho más barata en este aspecto en comparación con la capacitación en el aula (que requeriría diferentes fechas o clases adicionales por departamento y / o áreas geográficas en las que opera su empresa).

Puede crear material personalizado dirigido a diferentes departamentos, sucursales de la compañía, localidades, equipos de ventas, incluso a individuos y roles específicos.

Tú eres el jefe

La capacitación en línea agrega conocimiento y responsabilidad en el proceso de aprendizaje. Las plataformas modernas de LMS (Learning Management Systems) cuentan con herramientas integrales de seguimiento y generación de informes que permiten a la administración ver el progreso de sus empleados de un vistazo, incluidas las estadísticas agregadas por curso, grupo, sucursal, etc.

Al utilizar las características de LMS como “niveles de habilidades” y “certificaciones” (otorgadas al finalizar el curso) también puede vincular el progreso del entrenamiento con bonificaciones y / o promociones, con el fin de motivar aún más a sus empleados.

Retención de conocimiento

Hablando de responsabilidad e ideas, otro beneficio de invertir en una solución de e-learning es que el material de capacitación sirve para retener y transferir el conocimiento de la empresa y los procedimientos operativos.

El conocimiento de dominio importante, nuevas técnicas de venta, trucos de ahorro de tiempo, mejoras en la eficiencia, etc. pueden y deben codificarse en su sistema de e-learning, para que los nuevos empleados puedan recogerlos automáticamente, y los empleados superiores no puedan llevárselos cuando deja la compañia.

En otras palabras, el e-learning lo ayuda a formalizar su proceso de ventas, pero de una manera dinámica.

Riesgo bajo

La capacitación en ventas en línea también es una inversión de muy bajo riesgo.

Debido a que sus costos de instalación y operación son muy bajos, solo necesita una pequeña mejora en el rendimiento para sacar provecho de ello y cualquier beneficio adicional es superior. Dependiendo de su línea de negocio, podría tratarse de un par de ventas adicionales que de otro modo se habrían perdido.

De hecho, hay muchas soluciones de e-learning que también puede probar durante un período de prueba gratuito (un mes más o menos), o obtener el nivel más barato y actualizar a medida que crecen sus necesidades, en cuyo caso el riesgo es cercano a cero. Probar uno se convierte en pan comido.

Comentarios

Comentarios

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*