¿Cómo liberar tu potencial profesional?

Persona en un paisaje

Cuando hablamos de liberar todo nuestro potencial nos referimos tanto a aspectos físicos, como emocionales e intelectuales; se trata de lograr ser nuestra mejor versión en todos estos aspectos de manera integral.

De ahí que cuando liberamos todo nuestro potencial nos preocupamos tanto en cuidar nuestra alimentación, hacer ejercicio, lucir de forma apropiada, como en manejar adecuadamente nuestra emociones, logrando relacionarnos bien con nosotros mismos y la gente que nos rodea, además de, desde el punto de vista intelectual, estar bien informados acerca de lo que está ocurriendo a nuestro alrededor y en el mundo o lo último acontecido en cuanto a nuestra labor profesional se refiere.

Los seres humanos, por definición, estamos en un proceso de crecimiento continuo; siempre podemos crecer en algo, por lo que considero que en muchas ocasiones contamos con mayor potencial del que mostramos. Cada momento es una oportunidad para identificar, liberar y expandir nuestro talento y ser más autónomos, productivos y felices.

¿Por qué es importante liberar todo nuestro potencial?

Desde el punto de vista profesional, el mundo está avanzando muy rápido, y si tú no avanzas a la misma velocidad que el mundo avanza, se genera algo que se llama: Depreciación del talento. Esto quiere decir, literalmente, que tu valor de mercado disminuye porque existe ya gente que está más actualizada que tú; de ahí que al no liberar tu potencial obviamente estás en un proceso de devaluación de tu propio nivel profesional.

Desarrollar todo nuestro potencial nos aporta beneficios tanto a nivel interno como externo. A nivel interno, sentir autodesarrollo te da felicidad; cuando tú sientes que estás avanzando te sientes bien contigo mismo. Y a nivel externo, adquieres mayor valor de mercado y mejor ingreso para ti, vinculado a mejor salario, mejores estudios profesionales, etc.

¿Cuál es el camino al potencial humano?

Algo que hacer. Las observaciones técnicas nos dicen que las personas no sabemos para qué somos buenos …, por lo que el primer paso es descubrirlo, y ¿Cómo hacerlo? Ejecutando. La única forma en la que te das cuenta de que eres realmente bueno en algo es porque te tomas el tiempo para ejecutar ese algo y descubres una habilidad natural para ciertas cosas; de ahí la importancia de darte permiso de experimentar diferentes áreas de tu vida. Antes de planear y hacer un proceso de diagnóstico muy formal lo que tenemos que hacer es empezar a hacer cosas, ejecutar diferentes órdenes de nuestra vida para empezar a descubrir en qué somos buenos.

Identificar nuestros talentos en  un proceso que no termina, es una tarea de vida, empieza pero nunca termina; Hasta en la última etapa de nuestra vida podemos seguir identificando para qué somos buenos.

Algo que soñar. Una vez de que tienes claro para qué eres bueno, es importante que desarrolles la visión de para qué lo quieres utilizar; se trata de tener una visión clara de en qué te gustaría utilizar ese potencial que ya descubriste en ti. En este sentido, Soñar está directamente relacionado con acabar de consolidar la visión de lo que quieres hacer con tu vida y lograr que ese potencial tenga una repercusión no solamente personal, sino social.

Alguien a quien amar. Nos referimos a amar en el sentido amplio de la palabra. Tiene que ver con crear entornos de colaboración; es decir, personas a las que quieres ofrecer cosas y de las que quieres obtener otras, y, precisamente, el desarrollo se da cuando hay un intercambio de talentos. Como mencioné anteriormente, no es común que seamos buenos para todo; somos buenos para ciertas actividades, por lo que para lograr lo que representa nuestra visión, probablemente, vamos a requerir de talentos que no sean los que poseemos.

¿Cómo identificar nuestros talentos?

Nos basamos en 3 elementos fundamentales:

  1. Tener una escucha activa para identificar la retroalimentación positiva que las personas de tu entorno te dan. Cuando la gente te da retroalimentación positiva sobre tu desempeño, ése representa el primer elemento para identificar tus talentos. Curiosamente, las personas tendemos a desdeñar cuando nos hacen comentarios positivos respecto a las actividades que realizamos lo cual es un error. Escucha atentamente La retroalimentación de la gente porque tal vez existe un talento ahí guardado que tú no has identificado claramente.
  1. Disfrutar lo que haces; Disfrutar la actividad que realizas representa el segundo elemento que se suma al primero. Es decir escuchas buena retro y además disfrutas lo que estás haciendo
  1. La suma de escuchar, disfrutar y lograr, claramente apuntan a que tienes un potencial ahí que deberías desarrollar y trabajarlo.

Una vez detectados, debe haber un proceso de formación académica, para que puedas recibir una metodología de desarrollo de tus talentos. Asimismo, identifica los trabajos y profesiones donde estos talentos que posees sean valorados.

 

Talentos innatos y adquiridos

Cuando hablamos de liberar todo nuestro potencial, ciertamente existen talentos que no vienen en nuestra genética pero que tendríamos que desarrollar o la vida nos llevó a desarrollar; de hecho, hasta los talentos innatos tienen que ser desarrollados, por lo que la fórmula para calcular tu índice de potencial se traduce en el talento natural sumado al talento adquirido y multiplicado por tu Actitud. Y me gustaría hacer especial énfasis en la palabra “Actitud” ya que es la productividad que los seres humanos tenemos para hacer las cosas de la mejor forma posible.

En este sentido, si no existe un poco de productividad de nuestra parte, aunque tengamos muchos talentos naturales no los vamos a poder aprovechar; Todos hemos observado a personas  talentosas que no muestran ni “explotan” sus fortalezas, es decir, esa mala actitud evita que alcancen lo que tendrían capacidad de lograr. Y, al contrario, todos hemos conocido gente que no tiene muchos talentos pero tiene muy buena actitud y eso finalmente los salva; gracias a la actitud las personas se desarrollan, crecen y evolucionan, por lo que el aspecto actitudinal es un multiplicador de la liberación del potencial.

En conclusión…

En el entorno laboral, la repercusión de liberar todo nuestro potencial es muy amplia. Se trata de una caja de resonanciaque impacta de manera positiva en nuestro desarrollo, en la gente con la que trabajamos, en nuestros clientes y, por supuesto, en la empresa donde laboramos.

Considero que el desarrollo de nuestro potencial es un tema capital. Actualmente, los modelos de empleabilidad en el mundo están cambiando; si tú tienes un talento puedes eventualmente ser una persona que rebase el concepto de empleabilidad, es decir, no dependes de la empresa o de tu empleo para que te vaya bien porque una vez de que tienes un talento bien desarrollado, el talento te hace valioso en sí mismo, y aunque una empresa no te dé una oportunidad en particular, vas a encontrar otras oportunidades porque tu talento como tal está bien cimentado. Por lo que hoy más que nunca ser auténtico en la liberación del potencial resulta fundamental.

Comentarios

Comentarios

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*